=INSTITUTO O DIRECCIÓN DEL DEPORTE=

Comparte nuestras redes
         
 
 
  

=INSTITUTO O DIRECCIÓN DEL DEPORTE=
(Por Popo Astudillo Méndez)

En días pasados, tuve la oportunidad de participar en una mesa de opinión; misma que fue organizada por el amigo Paco Robledo. Entre los ponentes estuvo el joven profesor Fredy Jesús Castro Sánchez, quien es el director del Deporte Municipal en esta ciudad de Chilpancingo. El tema fue: La Problemática del Deporte, así en general; menciono que los participantes en este conversatorio me nombran como moderador; y allí se dio la ocasión de preguntarle directamente al responsable del deporte en el Municipio ¿Cuál es la diferencia entre una Dirección Deportiva y un Instituto del Deporte? La respuesta del profesor Fredy fue contundente: “Siendo el Instituto el recurso destinado para promoción y difusión deportiva, llega directamente, ya sea, ya sea de la instancia Estatal o Federal, y como Dirección del Deporte el dinero no llega directamente”.

Palabras más, palabras menos, esa fue la respuesta del profesor Fredy. En el Estado de Guerrero, solo dos municipios tienen su anquilosada Dirección del Deporte. La tarea de Fredy, es platicar con todos los integrantes del cabildo, llámese Síndicos o Regidores, para sensibilizarlos, y en una junta de cabildo uno de sus integrantes proponga la necesaria creación del Instituto del Deporte. En cuanto a la faena de sacar al “buey” de la barranca, hay muchas ideas, el problema es el dinero. Da la impresión, que el político y el promotor deportivo están divorciados, hablan diferentes idiomas, viven mundos diferentes, son contras; y es que la corrupción en el deporte es muy grande, desde el momento en que el político nombra como director de una unidad deportiva, a un ciudadano totalmente ajeno a las cuestiones deportivas; desde que el funcionario desvía recursos económicos destinados al deporte; desde el momento en que el servidor público no atiende las peticiones de los deportistas, desde esos momentos, se caen en actos de corrupción.

El deporte en todas sus bonitas manifestaciones, es educación, es cultura, y esto tienen que saberlo los políticos, porque por ejemplo un muchacho futbolero, difícilmente caerá en las redes de la delincuencia. Y esto lo deben entender, lo deben de saber los políticos. El Estado de Guerrero, y su capital Chilpancingo, necesitan con urgencia infraestructura deportiva, comentemos de la capital, cuantos campos de béisbol existen, cuantas fosas de clavados hay en esta ciudad; cuantas pistas de atletismo existen que tengan debidamente sus pistas de tartán, cuantos gimnasios para box y lucha libre hay en esta ciudad. Y así nos podríamos seguir extendiendo. No sabe el político que un peso destinado a la promoción y ejecución deportiva, es un peso abonado para rescatar a nuestra juventud del ocio, que es el padre de todos los vicios. Pero si sabe el político que un peso desviado de un presupuesto destinado para el bienestar social, es hacer un caldo de cultivo, para los grandes males sociales que aquejan a la sociedad. No sabe, ni tiene porque saberlo. El poder no lee, por ello nuestros gobernantes son asnos con corona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.